sábado, 27 de noviembre de 2010

Solo de caja.

La tarde de los viernes suele ser propicia para, cegado por la proximidad del fin de semana, dejarse llevar y relajarse... Eso fue exactamente lo que me pasó ayer, y grabé una pequeña chuchería con la caja. 

Los que me conocéis, sabéis que últimamente "trasteo" mucho con la caja, investigo, pruebo, descubro... Todo aquello que me sirva para mejorar el control sobre mi técnica, aunque luego no tenga una aplicación musical clara, será bienvenido.

Aunque determinadas técnicas, "stick tricks", actitudes o movimientos puedan parecer más circenses que otra cosa, no las desprecio ni desecho por ello: su valor como herramienta para el progreso técnico es muy valioso. Por eso, últimamente me encuentro probando cantidad de cosas que, aunque es muy probable que jamás use en la orquesta, me han servido para desarrollar hasta un extremo que no conocía mi habilidad técnica.

Una mina inagotable de información es YouTube, donde gente que toca extraordinariamente bien cuelga sus habilidades. En esas me encuentro, devorando información, asimilando técnicas y aprendiendo todo lo posible.

Jugueteando, e inspirado en los vídeos de Bill Marschall, ésto fue lo que salió:



Tomáoslo como un divertimento, algo sin demasiada importancia, un mero ejercicio técnico...

Si os interesa la transcripción, ésta es:



Ya veis lo que una tarde de viernes puede dar de sí.


…et in Arcadia ego.
© David Valdés

lunes, 22 de noviembre de 2010

Día de Santa Cecilia.

Hoy, 22 de noviembre, es día de Santa Cecilia, patrona de los músicos.

Como homenaje a la Patrona y a todos los músicos del mundo, me permito sugeriros la obra de Henry Purcell "Hail, Bright Cecilia", también conocida como "Ode to St. Cecilia" (Z. 328, compuesta en 1692).

Os recomiendo, especialmente, el número 11 de los 13 que la componen. Como ya sabréis de mi ardor "guerrero", mi pasión por los timbales, y mi interés por la música militar, no es raro que os proponga un fragmento titulado "The Fife and all the Harmony of War".

Interpretado por el Gabrielli Consort and Players, y dirigido por Paul McCreesh, aquí lo tenéis (fijaos, por favor, en la maravillosa inflexión al menor que hace poco antes del final, para volver a acabar en mayor):




El texto es éste:

"The Fife and all the Harmony of War,
in vain attempt the Passions to alarm,
Which thy commanding Sounds compose and charm".

"El Pífano y toda la Armonía de la Guerra,
en vano intentan a las Pasiones alarmar,
cuyos sonidos de mando compones y haces que embelesen".

Feliz día de Santa Ceilia a todos.


…et in Arcadia ego.
© David Valdés

lunes, 8 de noviembre de 2010

Ringo Starr y los timbales.

Por todos es sabido que Ringo Starr fue el batería de la banda de música pop más influyente que jamás haya existido. También sabemos que no era el mejor, ni mucho menos, pero parece haber consenso en que Ringo era lo que The Beatles necesitaban: ni más, ni menos.

Además de tocar la batería (asunto éste sobre el que volveré a escribir en futuras entradas), Ringo grabó con los Beatles panderetas, congas, bongos... Pero a un percusionista clásico, lo que más le pude llamar la atención es que Starr grabara timbales.






Estas fotos están tomadas en Abbey Road, en su estudio nº 2, el día 30 de septiembre de 1964, durante la grabación de "Every Little Thing". Después de haber hecho nueve tomas todos juntos (de la que se eligió la octava), se pasó a los "overdubbing", y Ringo grabó la parte de timbales, que también dobla Paul McCartney al piano.

Respecto a esta última, corrió el bulo de que había sido George Martin quien la había tocado, pero la siguiente foto lo desmiente, pues podemos ver a McCartney al piano:



Podemos escuchar la canción aquí:





Estos timbales posiblemente formaran parte del "backline" de Abbey Road (obsérvese que están marcados con un "1" y un "2").

Podemos ver la técnica un tanto "sui generis" de Ringo: la mano derecha sujetando "a la francesa", mientras que la izquierda lo hace "a la alemana". También en esta última mano podemos ver los anillos que le valieron su mote.

Para los detallistas (muchos sabéis que estas cosas relativas a la grabación me apasionan), contaros que el micro que aparece en las fotos es un Neumann U47 (o un U48, que sólo se diferencian en su patrón polar, y por lo que se ve en las fotos, sería imposible distinguirlos).

Creo que esta fue la única vez que Ringo tocó timbales, y estas fotos son un documento gráfico excepcional que nos permiten ver al batería más famoso de la historia tocando unos instrumentos más propios del mundo orquestal.


…et in Arcadia ego.
© David Valdés